Tengo TOC

Si te han diagnosticado TOC tienes que leer esto para entenderlo y saber qué hacer.

Enhorabuena, has avanzado mucho; ahora sabes que aquello que no te deja vivir se llama TOC. Muchos afectados, de hecho la mayoría, siguen sufriendo y dejando que el TOC siga robándoles su vida poco a poco. Si estás leyendo esto es porque tú ya has empezado a luchar, te han diagnosticado TOC y por fin conoces a tu enemigo; sabes contra qué has de enfrentarte. Pero el TOC es muy astuto, has de elegir bien el camino y las herramientas adecuadas para combatirlo; aquí te enseñamos cómo hacerlo.

 

Paso 1: Entender qué es el TOC y qué consecuencias tiene

 

El TOC es un problema en el que existe una obsesión (o varias), que se presenta  en forma de pensamientos, imágenes o impulsos y que genera un gran malestar que eleva la ansiedad; para aliviar esta ansiedad realizas una conducta que puede ser física o mental que parece aliviarla, pero que NUNCA lo hace completamente. Poco tiempo después la obsesión se manifiesta de nuevo y te vuelve a subir la ansiedad; para rebajarla haces la misma (o parecida) conducta que sigue sin ser la adecuada para aliviarla completamente. ¡Sigue sin funcionar! Este ciclo es agotador, tortuoso y frustrante. Te preguntas ¿Cómo puedo salir de este pensamiento? ¿Qué puedo hacer para evitarlo? ¿Por qué a mí? Al final acabas evitando cualquier elemento de tu vida que pueda conducir a la aparición de la obsesión y evitar así caer en el ciclo; esto tampoco es efectivo y vas haciendo tu mundo cada vez más pequeño. Ademáslos pensamientos son molestos, horribles, vergonzosos e inapropiados; te avergüenzas de ellos, te sientes culpable por pensarlos y no quieres contárselos a nadie. El mundo que ya se había hecho más pequeño ahora también se hace más solitario. Pero esto tú ya lo sabes, no te cuento nada nuevo, lo sientes en primera persona y piensas que nadie te puede entender o ayudar. Mas esto es sólo el primer paso, sólo estamos entendiendo que es el TOC, veamos ahora cómo enfrentarnos a él y recuperar lo que es tuyo por derecho. Tu vida.  

 

Paso 2: El camino correcto. ¿Qué puedes esperar y conseguir?

 

El camino correcto pasa por saber que eres tú quien va a vencer al TOC, nadie va a hacerlo por ti; pero no porque estés solo, sino porque sólo tú puedes hacerlo. No esperarías ponerte en forma si todos los días tu vecino sale a correr; para ponerte en forma tienes que hacer tú el ejercicio, no otra persona.

Al final del camino sabrás qué hacer para que el TOC no controle tu vida; habrás aprendido técnicas para detectar cuándo un pensamiento se va a convertir en una obsesión y para gestionarlo de forma que no te genere malestar. También habrás aprendido a reducir tu ansiedad de una forma adaptativa. Todo esto será un camino de aprendizaje que tardará varios meses, porque, ya sabes, nada que valga la pena es fácil y sencillo. Pero no te desanimes por esto, ya que eres un luchador y siempre lo has sido; casi todas las cosas que has hecho en tu vida, las has hecho con el TOC fastidiándote y aún así lo has conseguido; muchas personas sin TOC no lo lograron, pero tú lo conseguiste a pesar del TOC, y eso tiene mucho mérito. Que no te engañe el TOC; eres más fuerte de lo que crees (o te hace creer).

 

Paso 3: No dejar que te engañe el TOC

 

Resulta sorprendente que a pesar del elevado número de personas que padecen este trastorno, la mayoría de los afectados no reciben terapia psicológica ni psiquiátrica. Las estadísticas indican que, de media, una persona tarda 7 años en buscar la ayuda de un profesional para vencer al TOC.

Es común que antes de acudir a un psicólogo muchas personas acudan a clases de relajación, yoga, meditación, reiki, cursos diversos sobre pensamiento positivo o crecimiento personal, o que recurran a buscar por internet todo tipo de páginas y foros de psicología… Son intentos de solucionar el problema de una forma rápida, y en eso es donde el TOC es engañoso. Parte del problema del TOC es que se buscan soluciones rápidas, y cuando no funcionan, empiezas a creer que es imposible vencerlo. Pero esto no es cierto, la realidad es que buscas ayuda en lugares equivocados, perdiendo el tiempo y sufriendo innecesariamente.

Todo esto hace mella en tu motivación y en tu esperanza, llegando a creer que no hay solución. Pero si la hay, es posible liberarse del TOC, lo que ocurre es que la solución no es la que te gustaría. La solución es buscar un buen profesional, con experiencia en TOC y trabajar tu motivación y actitud para ser capaz de llevar a cabo la terapia, de no abandonar cuando las cosas se pongan difíciles, de darte tiempo para que se produzcan los cambios, de hacer cambios en tu vida y de liberarte de tus miedos para lograr vivir y disfrutar plenamente.

No te dejes engañar; para vencer al TOC, pilotar un avión, tocar el violín o levantar 100 Kg. en el gimnasio:

  • Lo primero es querer hacerlo, tiene que salir de ti mismo.
  • Es un proceso largo.
  • Lo tienes que hacer tú, nadie lo puede hacer por ti.
  • Has de empezar poco a poco y luego subir la dificultad.
  • Si no lo has conseguido aún, tranquilo, lo conseguirás, sólo necesitas practicar más.
  • Necesitas buenas herramientas y técnicas.
  • Necesitas un buen profesor que te enseñe y te guíe.
  • Si no sabes cómo continuar, pide ayuda.
 

Como ves, el planteamiento es muy lógico, es cuestión de aprendizaje. Al aprender conseguirás, poco a poco, enfrentarte al TOC y hacerlo automáticamente.

Quiero que a partir de ahora, cada vez que hagas algo que te pida el TOC, digas: esto no tiene que ser así, existe una forma de acabar con esto y quiero hacerlo. Así poco a poco te dejará de engañar el TOC.

También recuerda que no estás solo. Hay afectados que no lo comentan en casa o sólo se lo dicen a un familiar en concreto; parejas que a pesar de llevar años juntas no saben que su compañero/a tiene TOC. A los afectados les resulta muy difícil contarle su problema a los demás y mucho más hacerlo a un desconocido, aunque sea un profesional de la salud mental. Además el TOC te engaña haciéndote creer que eres mala persona, que eres miserable o patético y que no te mereces la ayuda o  el amor de tu familia. ESO NO ES ASÍ. Pide ayuda, no te avergüences. Puedes también contactar con asociaciones como la Asociación TOC Madrid.

 

Paso 4: Aprender a luchar contra él

 

Para luchar contra el TOC, al igual que para todas las cosas de la vida, existe una técnica adecuada. Si quieres aprender a tocar el violín, un profesor de piano te puede enseñar cosas útiles, pero no lo adecuado y necesario para tocar bien el violín. La orientación que se ha demostrado más eficiente para vencer al TOC es la Terapia Cognitivo Conductual. Esto es así porque trabaja por un lado la parte cognitiva, es decir, lo que pasa en tu mente antes, durante y después de las obsesiones y la parte conductual, que son las acciones que realizas, ya sean físicas o mentales, para reducir el malestar.

Un terapeuta especialista en Terapia Cognitivo Conductual te enseñará a entender y manejar tus pensamientos y a eliminar o corregir las conductas que realizas. Parte de esta terapia (no toda) se basa en la Exposición con prevención de respuesta (EPR), que consiste en la exposición a las situaciones que provocan el pensamiento obsesivo y a las propias obsesiones, previniendo la ejecución de cualquier conducta de escape o evitación de la situación o del contenido obsesivo.

El miedo nos paraliza, nos limita y termina disponiendo de nuestra vida, los psicólogos conocen técnicas para liberarse y enfrentarse a él, así como técnicas para aumentar la motivación. Pero todo ello pasa por que te dejes aconsejar por quien realmente sabe y puede hacerlo, deja de perder tiempo en foros, en cursos, en preguntar lo mismo en diferentes sitios; busca ayuda profesional, y te recuerdo que los profesionales adecuados son los psicólogos y los psiquiatras.

Es posible que te receten cierta medicación para poder afrontar la lucha, a veces el TOC es muy fuerte y la medicación ayuda. Pero es fundamental que hagas caso a los profesionales que te lo recetan, si no te gustan sus efectos indícaselo a tu médico, pero nunca te mediques solo y nunca cambies la dosis o dejes de tomarla sin consultar con el médico, puede producir efecto rebote (aumentar las obsesiones y el sufrimiento).

Pero la medicación no es suficiente para vencer al TOC, si quieres aprender a pilotar un avión pero te mareas al volar, puedes tomar una pastilla para el mareo, pero la pastilla no te enseña a volar, sólo hace que te resulte más fácil aprender. La medicación puede quitar temporalmente las obsesiones o la ansiedad, pero más tarde requerirá una nueva dosis y seguramente más dosis pasado un tiempo. El aprendizaje es para toda la vida.

El proceso es difícil, lo sé; pero también sé que eres capaz de lograrlo porque eres un/a luchador/a. Todas las mañanas te despiertas con el TOC a tu lado y en muchos momentos del día eres capaz de controlarlo, ganando pequeñas batallas que luego se te olvidan, pero que están ahí. También sé que tienes ese sentimiento constante de querer salir de esta angustia, y que a tu manera intentas luchar una y otra vez, sin éxito, pero sigues de pie empuñando la espada. Deja que te enseñemos a luchar, deja que te enseñemos a vencer, déjanos que te enseñemos a recuperar tu vida.

Si de verdad quieres iniciar este proceso ponte en contacto con nosotros y te ayudaremos:

91 002 32 82 – info@tratamientotoc.es

ARTICULOS SOBRE TOC RELACIONADOS

Origen del TOC

Cuáles son las causas que originan un Trastorno Obsesivo Compulsivo El TOC es un trastorno complejo y aún no conocemos todas las respuestas al porqué

Leer más »

Tratamiento TOC

Si tienes TOC y llevas años sufriendo por ello, probablemente hayas probado ya distintos psiquiatras y psicólogos y te encontrarás desanimado frente a la terapia

Leer más »

Síntomas TOC

  ¿Tengo TOC? Síntomas trastorno obsesivo compulsivo TOC La prevalencia global de este trastorno está alrededor del 3 % en la población general (en España

Leer más »